Tzu Chi Noroeste Brinda Consuelo A Los Sobrevivientes Del Incendio North Complex En Oroville, California

Región Noroeste  | 22 diciembre, 2020
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email
Foto: CM Yung

Escrito por Huan Xun Chan
Traducido por Hernán Goicochea
Editado por Maribel Suárez

El 9 de octubre, aproximadamente a las 5 de la tarde, la canción Love and Care for All (Amor y Caridad Para Todos), comenzó a sonar dentro del Centro de Asistencia Local (LAC, por sus siglas en inglés) en Oroville, California. Era el sexto y último día en que los voluntarios de la Fundación Tzu Chi, estuvieron allí para brindar ayuda financiera y suministros de atención para los sobrevivientes del Incendio North Complex. Cuando los voluntarios comenzaron a interpretar la versión de la canción en lenguaje de señas, trajo un raro momento de unidad en el centro.

Oremos por la paz en nuestra tierra, guarda nuestro corazón de dolores. Bendícenos a todos con alegría y esperanza, amar y cuidar a cada uno en este mundo.

Aunque estemos distanciados socialmente, “El Amor y Bienestar de todos”, reunió a todos en LAC, incluidos los receptores y proveedores de servicios.

En total, los voluntarios entregaron tarjetas de regalo en efectivo a 314 hogares. Los beneficiarios pueden utilizar estas tarjetas, para pagar sus gastos diarios o necesidades más inmediatas. Para muchos de los que habían asistido a las distribuciones, sus hogares habían sufrido graves daños y utilizarían la tarjeta, para comprar artículos de primera necesidad, ahora que, se quedaron sin pertenencias, sin un hogar donde regresar.

La voluntaria local Francess Mann (centro) se unió a la canción de oración.
Foto: Huan Xun Chan.
También participó personal de United Way of California. Foto: Huan Xun Chan.

Espacio reducido para una familia de nueve

Michelle Bankston en el Centro de Asistencia Local de Oroville. Foto: Huan Xun Chan.

Cinco meses antes, Michelle Bankston, había comprado una casa modular de 3 dormitorios y 2 baños. Tres días antes del Incendio North Complex, acababa de adoptar legalmente a tres niñas.

Se suponía que sería nuestro hogar para siempre

Michelle Bankston, Sobreviviente del Incendio North Complex

Dado que el incendio ya se había destacado, afectando la electricidad proveniente en las áreas cercanas, Bankston llevó a sus hijas a un hotel cercano, donde aún podían tener acceso al internet, para asistir a sus clases virtuales durante la pandemia. De repente, una mudanza que pensó, que sería más conveniente resultó ser mucho más: “Estábamos allí [en el hotel] ese día cuando, nos enteramos de que el incendio se estaba apoderando de Berry Creek… dejamos todo allí. No, nos dejaron volver a casa para llevarnos nada ”, explicó Bankston.

Esa misma tarde, Bankston y su familia evacuaron Oroville y huyeron a Corning, otra ciudad ubicada en California. Afortunadamente, su seguro le entregó USD $10.000 dólares en cobertura inmediata. Bankston usaría esos fondos, para comprar una casa rodante. Pero no sería fácil. En total, eran cinco adultos y cuatro niñas en este único espacio móvil. Se quedaron estacionados en el patio delantero de un amigo, y ha sido un ajetreo desde entonces.

Al principio, estaba un poco perdida. Mi mente se había ido. No podía pensar en qué hacer, en qué poner mi pie al lado. Pero luego salí de la situación, tengo niñas con las que tengo que lidiar, así que un pie delante del otro. Seguir adelante nada más.

Michelle Bankston, Sobreviviente del Incendio North Complex

El viaje de Bankston, la llevó al Centro de Asistencia Local, en Oroville, el 9 de octubre. Allí, podría encontrar recursos para su hogar, incluso artículos que vienen de la Oficina Regional Tzu Chi Noroeste. Durante una de las distribuciones, recibió una tarjeta de regalo en efectivo cargada con fondos de emergencia por parte de los voluntarios. Incluso, mascarillas de tela y paquetes adicionales de arroz instantáneo Jing Si para garantizar que todos en la familia pudieran compartir. Bankston explicó que usaría los fondos para comprar comida y ropa para sus hijas.

Eso es lo que realmente necesitamos en este momento, un poco de compasión, y ustedes definitivamente nos han servido con mucho de eso

Michelle Bankston, Sobreviviente del Incendio North Complex

Su siguiente paso: limpiar y despejar los escombros de su casa incendiada y comprar otra casa modular. Bankston nos dijo que su objetivo era que ella y su familia  volvieran a asentarse en un año.

Decididos a retribuir

Sabrina Hopkins at the Oroville LAC. Photo by CM Yung.

Junto con la tarjeta de regalo en efectivo, cada beneficiario recibió una carta de condolencias escrita por la Venerable Maestra Cheng Yen. En la carta, la Maestra expresó su dolor por la desgracia, el trauma y la pérdida de los sobrevivientes, pero también brindó un mensaje de aliento, solidaridad y amor. Sabrina Hopkins, una beneficiaria, lloró al leer las conmovedoras palabras y expresó su agradecimiento a los voluntarios de Tzu Chi.

Estoy feliz de que todos estén vivos. Pero estoy muy agradecida de que estén aquí para ayudar a todos. No sé qué haríamos sin gente como ustedes

Sabrina Hopkins, Sobreviviente del Incendio North Complex

Lleno de esperanza, Hopkins aceptó, con gratitud, una alcancía de bambú que le otorgaron los voluntarios de Tzu Chi. Ella se comprometió a contribuir con monedas. Hopkins, nos dijo con orgullo que “cuando esté bien, definitivamente quiero donar o devolver algo a la organización”. Aunque solo había vivido en el sector de Berry Creek durante unos años, también nos dijo cuánto amaba a su pequeña pero acogedora comunidad.

Tengo muchos vecinos allí que me caen bien. Me gusta vivir en la montaña. No me veo en ningún otro lugar. Quiero quedarme en Berry Creek

Sabrina Hopkins, Sobreviviente del Incendio North Complex

Respondiendo a la ira con compasión

Mingling Chiang trabaja como voluntaria durante las distribuciones para los sobrevivientes del Incendio North Complex Fire en el Centro de Asistencia Local de Oroville. Foto: Huan Xun Chan.

Mientras que los sobrevivientes, se encuentran pasando por un periodo de dificultad, voluntarias como Mingling Chiang, siempre están listas para apoyarlos. Pero esto no está exento de gran esfuerzo y compasión.

Chiang se levanta a las 4 de la mañana, para empezar su día con un poco de yoga, para después reunirse con los otros voluntarios a las 5 de la mañana en el Área de la Bahía de San Francisco, hasta la ciudad de Oroville. Las distribuciones, se realizarán a las 9:00AM. Durante un período de tres semanas, Chiang colaboró, cuatro veces en los esfuerzos de socorro por parte de Tzu Chi, incluido el último día, el 9 de octubre.

Ese día, fue asignada para recibir a los sobrevivientes en el centro, Chiang recopiló sus identificaciones, para compartir con el personal administrativo. Este paso verifica tanto la identidad como la dirección de la propiedad afectada por el desastre. Luego, guió a los sobrevivientes al área de distribución y les devolvió sus documentos.

Alrededor del mediodía, llegó una señora mayor. Preguntó dónde estaba su identificación porque había esperado algunos minutos. Chiang explicó: que se estaba procesando su información, y que tomaría unos minutos más. Sin embargo, la mujer levantó la voz y exclamó que su identificación era una de las pocas cosas que tenía y que la quería de vuelta inmediatamente.

Chiang reconoció lo que estaba sucediendo. Se arrodilló junto a la mujer y dijo: “Sé que le preocupa perder su identificación”. Luego, Chiang la guió al personal, que estaba trabajando en procesar la solicitud de aquella mujer. Después de que la mujer, se fue con su ayuda de emergencia, incluida una manta ecológica, explicó lo que sucedió.

Vi la ansiedad de una persona que lo perdió todo. Cuando sus documentos desaparecieron de la vista, temió que desaparecieran como lo hizo su casa. Esto realmente me hizo sentir dolor. Estoy agradecida de que los otros voluntarios, hayan podido calmar su mente angustiada, cuando le distribuyeron la tarjeta de regalo en efectivo y los artículos

Mingling Chiang, Voluntaria de Tzu Chi Noroeste

Los voluntarios se sintieron honrados de haber tenido la ayuda de aquella voluntaria, en la difusión de una situación tan emocional, y por todos los voluntarios, que han apoyado en la misión de brindar ayuda a los sobrevivientes del desastre.

Más Noticias

X
微信裡點"發現"
掃QRCode便可分享此頁
複製網址
前往微信
按"複製網址"後複製連結後,再按"前往微信"即可前往微信App分享此頁