Tzu Chi Apoya A Los Sobrevivientes Del Incendio Camp Durante La Pandemia En Concow

Región Noroeste  |  22 junio, 2020
Voluntarios Tzu Chi Baba Kauna Mujamal (izquierda) y Bobbie Rae Jones (derecha) distribuyeron tarjetas de efectivo a los sobrevivientes del Camp Fire que viven en Concow. Un total de 45 familias se beneficiaron durante la distribución. Foto: Huan Xun Chan.

Escrito por Huan Xun Chan
Traducido por Hernán Goicochea
Editado por Maribel Suarez

La pandemia causada por el nuevo coronavirus (COVID-19) ha afectado a muchos individuos en distintas comunidades alrededor de los Estados Unidos, forzandolos a quedarse en casa, dejándolos sin empleo y con dificultades para pagar sus gastos mensuales. Una de ellas, es la pequeña comunidad de Concow.

Concow queda ubicado en el norte de California, y es considerado una área no incorporada: osea no gobernado por un municipio local, sino administrada como parte del condado de Butte. Y mientras continúa en marcha la pandemia del COVID-19, para muchos de sus residentes no es nada nuevo tener que pasar por la desgracia y dificultades que a traído la propagación de este nuevo virus.

De hecho, Concow fue una de las áreas que enfrentó la mayor devastación después de que el Incendio Camp (Campfire, por su nombre en inglés) arrasó el norte de California en noviembre del 2018. En el desastre, esta comunidad remota vio el 95% de sus edificios colapsar por causa del fuego.

“Para serte sincero, he estado viviendo en crisis desde el incendio. Mi vida tuvo un cambio enorme y drástico, y he estado viviendo así desde entonces,” dijo Matthew Smelser, sobreviviente del Camp Fire.

El 25 de abril, los voluntarios Tzu Chi llegaron desde Chico para preparar una mesa frente a la tienda de ferretería Pines Yankee Hill y empezar a distribuir tarjetas de regalo en efectivo a los sobrevivientes del CampFire. Aquellos sobrevivientes aún se encuentran luchando por adquirir las necesidades básicas. Y por eso, los voluntarios se sintieron agradecidos de poder brindar su apoyo a 47 familias durante la distribución.

Al reconocer a los voluntarios con sus exclusivos polos grises y pantalones blancos, una residente de Concow llamada Coralie Lubner expresó su aprecio y entusiasmo: “¡Oh Dios mío! Tzu Chi [estar con] nosotros todo este tiempo ha sido una bendición”.

Lubner piensa usar el dinero que recibió para comprarse un tanque de gas propano. «Mi hijo acaba de darme una ducha, y ahora puedo tomarme un baño caliente, o una ducha caliente», dijo.

Coralie Lubner, una sobreviviente del Camp Fire, recibió una tarjeta de regalo en efectivo de USD $100 dólares, por parte de Tzu Chi. Ella felizmente nos dijo que pensaba utilizar ese dinero para comprar un tanque de gas propano. Foto Huan Xun Chan.
Emilia Erickson es la capitana de la zona Campfire para Concow, y una de las receptoras de nuestros fondos de ayuda COVID-19 al igual que servicios de entrega de alimentos. Foto Huan Xun Chan.

Muchos de los sobrevivientes del Camp Fire todavía residen en viviendas temporales, como un RV o casas rodantes. Además, algunos aún se encuentran desempleados o viven con el trastorno de estrés postraumático (TEPT) que les causó aquel desastre.

Sin embargo, durante la pandemia, algunos residentes que viven en la área remota dijeron que no sienten tan drástico el impacto, en comparación a las personas que viven en las grandes ciudades.

“No voy allí muy seguido. Simplemente voy a comprar comida», dijo Smelser, un sobreviviente quien actualmente vive en una yurta donada por una organización local sin fines de lucro. «No confío en todos los servicios que están cerrados, en los que la mayoría de las personas participan», dijo.

Bobbie Rae Jones trabaja para Tzu Chi como administradoras de casos, y es la responsable de reportar todos los casos de necesidad tras el CampFire. Ella expresó su creencia de que es crucial apoyar continuamente a esta población vulnerable: «No todos los que estamos trabajando en este momento tienen donde dormir, y no tienen acceso a una higiene adecuada y realmente necesitan ayuda «.

Los obstáculos creados por la propagación del COVID-19 han afectado la recuperación de muchas comunidades afectadas por el Camp Fire como Concow. La pandemia ha hecho que los recursos y las subvenciones sean menos accesibles. Sin embargo, los voluntarios de Tzu Chi se han movilizado para ayudar a aplanar la curva y apoyar el bienestar de aquellas comunidades vulnerables, cercanas o lejanas.

Más Noticias

Mantente Conectado

Reciba las últimas historias y actualizaciones.

Conéctate con nosotros

T: +1 (909) 447.7799

¿Buscando una forma alternativa de dar?

Dona tu vehículo no deseado

Tzu Chi USA recibirá los ingresos de su donación deducible de impuestos.

Buddhist Tzu Chi Foundation is a 501(c)(3). Copyright © Buddhist Tzu Chi Foundation, 2020. Políticas de Privacidad | Términos y Condiciones

X
微信裡點"發現"
掃QRCode便可分享此頁
複製網址
前往微信
按"複製網址"後複製連結後,再按"前往微信"即可前往微信App分享此頁