Tierra fértil para nutrir la esperanza

Oficina Nacional  |  6 septiembre, 2022
La Fundación Educativa de Tzu Chi coopera con una organización en Los Ángeles para distribuir tierra de composta. Los voluntarios de Tzu Chi promueven la alcancía de bambú a la gente que espera en fila. Foto/Debbie Lee

Escrito por Debbie Lee, Judy Chuck, Michelle Young
Adaptado al español por JuanMa Bonilla
Editado por M. Carolina Saheli

A pesar de ser el inicio del verano, el clima del 28 de mayo de 2022 se encontraba nublado y con lluvias intermitentes.  Sin embargo, a las ocho de la mañana, la gente ya comenzaba a hacer fila frente a la entrada del Campus Educativo de Tzu Chi en Walnut, California, esperando recibir tierra fértil gratuita de parte de Athens Services, una compañía de recolección de desechos y reciclaje operando en Los Ángeles.

Desde la pandemia de COVID-19, esta es la segunda vez que la Fundación Educativa de Tzu Chi ha colaborado con Athens Services. El evento atrajo a muchas personas que llegaron en más de 200 vehículos. Athens Services logró distribuir casi 40 toneladas de tierra en tres horas.

El equipo de Athens Services, ayudó a la gente a llenar contenedores con tierra y llevarlos a sus vehículos. Foto/Debbie Lee

Aprovechando la oportunidad para presentar las alcancías de bambú de Tzu Chi

Durante la pandemia, muchas personas dedicaron su tiempo a la jardinería para mantenerse entretenidas. La composta es una de las tierras más fértiles y seguras para sembrar flores, frutas o vegetales haciendo que su precio sea muy alto. Es por esto que la gente se interesó tanto cuando Tzu Chi anunció este evento. La fila de carros esperando a recibir la tierra llegaba hasta la calle fuera del estacionamiento del campus.

Hay muchos vehículos haciendo fila fuera del Campus Educativo de Tzu Chi desde temprano para recibir su tierra. Foto/Debbie Lee

Al ver la gran fila de carros, los voluntarios de Tzu Chi salieron a la calle a movilizar el tráfico y ayudar a la gente a entrar al estacionamiento de forma ordenada. Debido a esto, el evento inició una hora antes de su apertura original. Mientras las personas esperaban, los voluntarios de Tzu Chi tomaron esta oportunidad para informar a las personas sobre las alcancías de bambú.

La espera en la fila de carros era larga, así que Debbie Lee, directora ejecutiva de la Fundación Educativa de Tzu Chi USA, y la subdirectora Judy Chuck, utilizaron este momento para explicar el significado de las alcancías de bambú.

Jiwei Sun
Voluntaria de Tzu Chi

Después de aprender sobre las alcancías de bambú, las personas recibieron una alcancía e inmediatamente mostraron su interés introduciendo algunas monedas. 

Esperamos formar un vínculo y compartir el espíritu de Tzu Chi, que al poner una cantidad pequeña de cambio cada día en la alcancía de bambú puede ser un gran gesto para otros.

Jiwei Sun
Voluntaria de Tzu Chi
La gente en la fila está de acuerdo en que las alcancías de bambú pueden ayudar a los niños a cultivar la responsabilidad de ayudar a los necesitados desde una edad temprana. Foto/Debbie Lee

Una persona en la cola preguntó, “¿Puedo recibir más de una alcancía de bambú? ¿Puedo darle una a cada uno de mis hijos? Esta es una buena oportunidad de aprendizaje para los niños, y es una forma de desarrollar su empatía para que sepan cómo ayudar a otros desde pequeños”. Escuchando atentamente con una caja de alcancías de bambú a un lado, la voluntaria Jiwei Sun estaba lista para entregar más.

Muchas personas tomaron dos o tres alcancías de bambú para sus hijos, familiares y amigos y para compartir la importancia de ayudar. Ver cómo la gente tomó la iniciativa trajo calidez a los corazones de los voluntarios. Todos se sintieron conmovidos y reconocieron el impacto positivo que podrían tener en el mundo.

Aparte del control del tráfico, el equipo de la Fundación Educativa de Tzu Chi y voluntarios distribuyeron alcancías de bambú y desinfectante para las manos. Foto/Debbie Lee

Trabajo en equipo

“Tenemos a cuatro voluntarios ayudando con el tráfico, más que todo para que las personas que vienen en carro puedan recolectar su tierra efectivamente”, dijo Michael Tseng, voluntario de Tzu Chi. “Todos son muy disciplinados y pacientes. Athens Services también despachó a muchos trabajadores para ayudar a recolectar la tierra, y a que la distribución no se detuviera”, agregó.

Nuestro trabajo no es cansado. Todos nos dividimos las labores permaneciendo en nuestras posiciones asignadas para que los carros pasen uno por uno. El evento fue todo un éxito.

Michael Tseng
Voluntario de Tzu Chi
El equipo de Athens Services palea la tierra mientras las personas llenan recipientes para llevar a casa. Foto/Debbie Lee

Fue la primera vez que Michael participaba en una distribución de tierra y no esperaba ver a tanta gente llegar. Él estaba muy agradecido por esta oportunidad de ayudar a la comunidad y deseaba que todos llevaran  plantas hermosas a sus casas. Todos los voluntarios de Tzu Chi esperan que las alcancías de bambú dadas en el evento despierten una compasión y amor sin fin.

Los equipos participantes se toman una foto juntos. Foto/Debbie Lee

Al empoderar las misiones de Tzu Chi, podemos descubrir el impacto positivo y la alegría de dar a los demás.

Más Noticias

X
微信裡點"發現"
掃QRCode便可分享此頁
複製網址
前往微信
按"複製網址"後複製連結後,再按"前往微信"即可前往微信App分享此頁