El campamento de verano de Tzu Chi inspira a jóvenes de comunidades marginalizadas a perseguir grandes metas

Región Noroeste  |  30 agosto, 2022
El campamento de Jóvenes Guerreros Tzu Chi de San Francisco 2022 invita a los estudiantes de la comunidad a participar del entrenamiento tradicional bodhisattva-guerrero. Foto/Andy Chiang

Escrito por Cristina Chang
Traducido y adaptado al español por: Gabriela Barzallo 
Editado por:  M. Carolina Saheli

”El campamento de voluntarios escolares de Tzu Chi, conocidos como Tzu Shao, enseña a jóvenes de comunidades marginalizadas a desarrollar una mente bondadosa”, mencionó Wenting Liu, voluntario de Tzu Chi en el norte de California que supervisó la planificación y organización del campamento de verano.

La comunidad de Alice Griffith se encuentra en el distrito de Bayview-Hunters Point en San Francisco, California. La mayoría de los residentes de esta comunidad son africanos, hispanos de bajos recursos y familias indocumentadas. En el pasado, esta comunidad estaba plagada de violencia, sin embargo, los voluntarios de Tzu Chi han estado trabajando allí desde el 2009, brindando atención a los necesitados, donando libros a las escuelas y uniformes a los estudiantes de primaria.

Después de más de una década del programa “Campus Feliz” promovido por Tzu Chi San Francisco, el programa se ha ampliado a “Comunidad Feliz” que, mediante la provisión de subsidios vitales, promueve el autocultivo humanístico de los residentes, e infunde una energía rejuvenecida en la comunidad. Los estudiantes que han sido apoyados desde hace varios años por los voluntarios de Tzu Chi, ahora son adolescentes exitosos que van a la universidad. Los voluntarios de Tzu Chi han organizado campamentos de verano desde el 2021 para ayudar a los jóvenes a nutrir su vida espiritual antes de ingresar a la universidad o hacer trabajo social.

Los estudiantes que participan en el campamento de verano provienen de familias a las que Tzu Chi ha ayudado por años en Alice Griffith. Foto/Andy Chiang
El plan de estudios es aclamado por el Campamento de Jóvenes Guerreros. Foto/Andy Chiang

Gracias por los libros de texto y esperamos leerlos cuando la escuela termine la construcción.

Wenting Liu
Organizador voluntario del Campamento de Jóvenes Guerreros de Tzu Chi

Wenting desea que el diseño del Campamento de Jóvenes Guerreros esté en armonía con la visión de la Maestra Cheng Yen, en la que una comunidad próspera tiene jóvenes Bodhisattvas, o “Guerreros”, idealistas y compasivos, y que a través de la construcción de integridad interior y coraje, se conectan con los demás y con la madre Tierra, dejando un impacto positivo en el mundo.

Wenting Liu (derecha) es organizadora voluntaria del campamento de verano de este año. Foto/Andy Chiang

Enseñando a cuidar la salud por medio de una dieta vegetariana

Este año, los voluntarios de Tzu Chi organizaron el segundo Campamento de Jóvenes Guerreros, que se llevó a cabo desde julio hasta principios de agosto. El campamento promueve la participación de los jóvenes de la comunidad en múltiples actividades cada fin de semana.

El tema central de la actividad es el amor propio. Las exploraciones espirituales, la meditación de yoga, la música, la alimentación vegetariana, la actividad física, la administración financiera y el intercambio holístico, cumplen con los cursos tradicionales de entrenamiento “bodhisattva-guerrero”. Los docentes provienen de varias partes del país y, a pesar de ser expertos en sus respectivos campos, optaron por participar como voluntarios en este campamento de verano.

Charles Chen, empresario de bienestar, se ha desempeñado como chef del seminario del campamento de verano por dos años consecutivos. Charles ha tenido sobrepeso desde su adolescencia, y llegó a pesar 260 libras (118 kg). Su cuerpo desarrolló síntomas tempranos de diabetes. A menudo estaba letárgico, se fatigaba fácilmente y no tenía motivación para hacer nada. Después de probar muchos métodos para bajar de peso sin obtener resultados favorables, Charles decidió modificar su alimentación a una dieta vegetariana que le ayudó a perder más de 100 libras (alrededor de 50 kg). A medida que su salud física mejoró, también recuperó la confianza en sí mismo. Ahora busca compartir su estilo de vida vegetariano para ayudar a más personas a mejorar su calidad de vida, como él lo hizo. 

Como profesor del seminario de salud del campamento, Charles habla sobre el impacto que espera generar en los estudiantes. Charles dijo con su habitual entusiasmo y sonrisa: “Espero usar mi experiencia en el manejo de la salud por medio de la alimentación vegetariana para inspirar a los jóvenes estudiantes a cuidar su mente y cuerpo. Las actividades del campamento de verano han ayudado mucho, permitiendo que los estudiantes comiencen a hacer pequeños cambios. También espero que los estudiantes inspiren a sus familias y amigos y hagan un impacto positivo en la comunidad.”

Charles comparte su historia de éxito en la pérdida de peso a través de una dieta vegetariana saludable. Foto/Andy Chiang

Tzu Chi cambia la forma de vida

Aaron Tanner nació y creció en Alice Griffith. Junto a su familia, ha estado bajo el cuidado y apoyo de los voluntarios de Tzu Chi. Aaron es la primera niña en asistir a la universidad en su comunidad. Estudia en la Universidad Academy of Art, en donde está por cursar su tercer año. 

En las vacaciones de verano del 2018, los voluntarios de Tzu Chi llevaron a 11 maestros y estudiantes de la escuela Bayview-Hunters Point a visitar la Fundación Budista Tzu Chi en Taiwán. Aaron fue una de ellas. Durante la semana de viaje, visitaron el Templo Jingsi en Hualien y rindieron homenaje a la Maestra Cheng Yen. Al visitar la fundación en Hualien y Taipei, aprendieron sobre rituales de la vida diaria. Aaron recordó la parada en la estación de reciclaje Tzu Chi en NeiHu, Taipei. Ver los esfuerzos que los voluntarios de Tzu Chi hacen por reciclar, la hizo reflexionar sobre cómo podría ayudar a las familias en su país, comunidad y el mundo a través de donaciones y cambios.

Aaron espera que más personas sepan de Tzu Chi a través del dinámico plan de estudios del campamento de verano. Foto/Andy Chiang

“¡Mi recorrido por Taiwán cambió mi vida!”

 Aaron Tanner, residente de Alice Griffith.

Después de regresar a San Francisco, Aaron guió a su familia y vecinos de la comunidad a cómo tomar medidas para proteger y purificar la comunidad. Con el esfuerzo colectivo de los voluntarios de Tzu Chi, Aaron y más residentes, la comunidad pasó de ser despreciable y desordenada a tener una nueva imagen. El cambio positivo en la comunidad inspiró a Aaron a participar en el curso de capacitación para voluntarios de Tzu Chi en julio de 2022 con la esperanza de usar el espíritu humanista de Tzu Chi para retribuir a la comunidad y al mundo.

Aaron es parte del campamento de verano. “El Campamento de Jóvenes Guerreros me ayudó a aprender más sobre mí y a mantener la paz y controlar mi diálogo interno. Aprendí sobre el proceso alimentario vegetariano y tener una mente y cuerpo sano. Quiero usar todo lo que he aprendido en el campamento de verano para ayudarme a mí y a los demás. Quiero que más personas sepan que esta es una excelente actividad de verano”, comentó Aaron.

Participantes de Jóvenes Guerreros Activos

Kelly Zhang (en el medio) participó en el Campamento de Jóvenes Guerreros. Foto/Andy Chiang
Alumnos del campamento de verano se preparan para la distribución de alimentos a la comunidad. Foto/Andy Chiang

Kelly Zhang emigró con sus padres a los EE. UU. a los tres años. Actualmente asiste a la Universidad Estatal de San Francisco. Se ha inscrito en el Campamento de Jóvenes Guerreros durante dos años consecutivos. Al mencionar que cursará su segundo año de universidad después del verano, también comparte sus reflexiones acompañadas de una hermosa sonrisa: “Desde el primer campamento de verano en el 2021 hasta este, he aprendido a elegir un estilo de vida adecuado para mi. Por ejemplo, he aprendido a tomar las decisiones correctas que me ayudan a conectarme conmigo misma y con los demás. Esto me ha permitido construir mis valores personales y comunitarios”.

Kelly vive en Alice Griffith, su casa se incendió hace cuatro años. Afortunadamente, los voluntarios de Tzu Chi ayudaron a reconstruirla. Esto inspiró a Kelly a manejar su tiempo para servir a la comunidad a pesar de su apretada agenda académica en la secundaria. Mientras hablaba sobre sus aprendizajes sirviendo a la comunidad, dijo: “Nos ofrecimos como voluntarios para los eventos Zero Waste, ayudando a los residentes a limpiar la comunidad y clasificar la basura. Mientras distribuíamos alimentos los fines de semana, vimos la interacción entre los vecinos. Me di cuenta que el liderazgo no es solo convertirse en un modelo a seguir, es entender las habilidades propias y de los demás para formar una sola fuerza y colaborar juntos”.

Kelly, que provenía de una familia cristiana, ha estado participando activamente en los eventos comunitarios de Tzu Chi en los últimos años. Desde julio de 2022, no solo se unió al equipo de personal de Tzu Chi San Francisco, sino que también se inscribió en el curso de capacitación para voluntarios de Tzu Chi para y traer energía juvenil al el equipo de voluntarios locales de Tzu Chi y convertirse en una verdadera guerrera juvenil de Tzu Chi.

Quienes dan y quienes reciben contribuyen a la comunidad juntos

La voluntaria de Tzu Chi, Roxanne Buchwitz, unió fuerzas con el equipo de voluntarios de Tzu Chi San Francisco hace más de diez años para atender las necesidades de los residentes de Alice Griffith. Comenzando con el desarrollo del “Programa Campus Feliz”, la expansión de la “Comunidad Feliz”, y la unión de más miembros jóvenes a través del Campamento de Jóvenes Guerreros en los últimos dos años, habló sobre el crecimiento de la comunidad: “Estos estudiantes de Happy Campus son como mis hijos, algunos vinieron a nosotros a los cinco años y ya tienen 18 años. Ver cómo han crecido me hace feliz. Después de que estos niños han visto cómo los voluntarios de Tzu Chi han penetrado en la comunidad para expandir sus proyectos de servicio, quieren trabajar con nosotros”. Los donantes y los receptores, después de muchos años, trabajan hacia el mismo objetivo de retribución a la comunidad y al mundo.

Tony James Harper, de 18 años (centro), su hermano Tommy (izquierda) y su hermana Ángela (derecha), han estado bajo el cuidado de los voluntarios de Tzu Chi durante los últimos 12 años. Foto/Andy Chiang
Los voluntarios de San Francisco han causado un gran impacto en Bayview-Hunters Point. Lo han cuidado y renovado durante diez años. Foto/Andy Chiang

A medida que las ramas envejecen, nuevas florecen, la energía de la nueva generación trae alegría a la antiguamente triste Alice Griffith, que ahora muestra un vigor juvenil y una brillante vitalidad mientras fomenta una fuerza joven en la comunidad. La participación de los jóvenes guerreros de cada generación acompañará nuevas generaciones a florecer bajo el cielo brillante de la pintoresca costa de San Francisco Bayview mientras observan la infinidad del mundo, solidifican sus sueños y vuelan hacia un futuro brillante.

Más Noticias

X
微信裡點"發現"
掃QRCode便可分享此頁
複製網址
前往微信
按"複製網址"後複製連結後,再按"前往微信"即可前往微信App分享此頁