Enjambres de Luciérnagas Emiten Luz Intermitente

Oficina Nacional | febrero 18, 2022

Enseñanzas de la Maestra Cheng Yen

Las luciérnagas prosperan en ambientes limpios y tranquilos y proporcionan una luz tenue y centelleante que es una hermosa vista nocturna. Recientemente, he mencionado con frecuencia a estas pequeñas criaturas. Aunque su luz es delicada, si somos conscientes, podemos sentir la vitalidad detrás de la belleza que crean.

Las luciérnagas en la oscuridad simbolizan la vitalidad y la esperanza de la naturaleza. ¿Dónde está la esperanza en la vida? A veces, cuando pienso en las luciérnagas, me señalan en la dirección del potencial que tiene la vida. Es posible que muchas personas no entiendan exactamente de lo que estoy hablando, ¡y de hecho es indescriptible! Como dice el refrán chino, “Solo la persona que bebe el agua sabe si está caliente o fría”. Incluso una pequeña luciérnaga puede señalarme en la dirección del potencial de la vida.

Sigo pidiendo a todos que hagan un inventario diligente de sus vidas, pero no es muy efectivo. En este caso, solo llevó a todos a cantar una rima infantil con la que la mayoría de las personas en Taiwán mayores de cincuenta años deberían estar familiarizadas. Después de que una persona comenzó a cantar “Las Luciérnagas lideran el camino…” la audiencia se unió. Quedó claro que todos conocían esta canción, que se ha transmitido durante más de medio siglo. Con todas las voces al unísono, ¡el canto era muy fuerte! Hubo una resonancia clara, al igual que muchas luciérnagas juntas pueden generar más luz.

Es sorprendente que mientras las personas tengan la voluntad y tomen la iniciativa para lograr algo, otras personas lo seguirán rápidamente. Lo mismo es cierto para los objetos. Tan pronto como lo mencioné por la mañana, por la tarde todos tenían una “luciérnaga” en sus manos: luciérnagas mecánicas hechas a escala que podían emitir una luz intermitente exactamente a la misma frecuencia de la de una luciérnaga. ¡Se necesita mucho tiempo para hacer algo tan pequeño! Sin embargo, cuando hay una voluntad, hay un camino. Cuando le damos a la gente algo de tiempo, y si tienen la voluntad, encontrarán la fuerza para hacer cualquier cosa.

Estoy realmente preocupada por el estado actual del medio ambiente, pero recientemente, cuando hablo de luciérnagas, me siento un poco más segura. Poco a poco, apelamos continuamente al público. No es suficiente cuando una persona hace una apelación. Necesitamos dos, tres, cinco, treinta mil, cincuenta mil, o incluso hasta tres millones o cuatro millones de personas, siempre y cuando tengan aspiraciones y voluntad de trabajar en cooperación. ¡Toda esperanza está en la gente!

Mientras todos sean conscientes y continúen abogando a través de palabras amables, hagan buenas obras, se animen unos a otros y actúen juntos, ¿cómo puede no haber esperanza? Recientemente he estado diciendo que no debemos decir: “Soy viejo”. Deberíamos tomar algunos años de descanso y depositarlos [en el tesoro de la vida útil]. Debemos recordarnos a nosotros mismos que todavía tenemos la fuerza de los jóvenes.

Debemos “hacer un inventario de nuestras vidas”. ¿Hemos cumplido con nuestras responsabilidades? No debemos decir: “Soy viejo. ¿Quién sabe cuánto tiempo más puedo vivir? ¡No debería importarme!” Más bien, debemos permanecer involucrados, llevar a cabo nuestro trabajo y compartir el mensaje con respecto a nuestra visión. Aunque nuestra fuerza individual puede ser débil, todavía podemos contribuir con nuestra parte, como una luciérnaga que emite su luz brillante. Esta es nuestra responsabilidad.

Debemos esforzarnos por ser como las luciérnagas, irradiando luz sin sentirnos auto-importantes o arrogantes. Un enjambre de luciérnagas está formado por luciérnagas individuales, y las luciérnagas individuales son inseparables del enjambre. De la misma manera, el valor de la vida se encuentra en los individuos que trabajan en grupo.

Si no estamos dispuestos a ser una buena persona y hacer buenas obras, no habrá más bondad en el mundo. Si evitamos hablar palabras amables, ni siquiera podemos comenzar a hablar de principios en este mundo. No nos atrevemos a afirmar que estamos haciendo algo grande. El valor de nuestras vidas como “luciérnagas” es la mayor libertad que nos permite decir buenas palabras y hacer buenas obras. Todos pueden exponer el Dharma, y todos pueden convertirse en maestros para enseñar el Dharma. No debemos menospreciar a nosotros mismos.

Siempre he esperado que todos se conviertan en un bodhisattva, y que todos puedan entender el Dharma. Una vez que entendamos el Dharma, necesitamos exponerlo. Si queremos fuerza, tenemos que ponerla en acción. Todos compartimos la responsabilidad por el mundo. A medida que el peso que cada uno de nosotros puede asumir varía, las responsabilidades que podemos asumir se definen por lo que podemos lograr haciendo lo mejor que podamos. Al estar siempre atentos, tendremos la fuerza, y de esta manera, estamos cumpliendo con nuestras responsabilidades. Entonces, ¡espero que todos puedan ser más conscientes!

Compilado de las enseñanzas de la Maestra Cheng Yen en la Asamblea de Voluntarios de la Mañana el 13 de diciembre de 2021, y en el Hospital Dalin Tzu Chi el 14 de diciembre de 2021.

Más enseñanzas de la maestra

X
微信裡點"發現"
掃QRCode便可分享此頁
複製網址
前往微信
按"複製網址"後複製連結後,再按"前往微信"即可前往微信App分享此頁